Compartir
Foto: Catalina Almada, Julieta Campeol y Christian Ruiz

Después de La rabia que sentimos es el amor que nos quitan parece que Los Rusos Hijos de Puta recuperaron lo que les pertenecía en esa lucha contra los palazos de la rutina. Ahora es el momento de cambiar el color de la sangre, de saturarla pero sin modificar su temperatura. Ahora es el momento de estar menos enojados y mostrarse bailando en un supermercado como dando la bienvenida a lo que se viene.

Cascada” es la canción más reciente que conocemos de Los Rusos, el adelanto de su nuevo disco que va a salir en cuestión de meses. Para este estreno la banda también sacó un video donde Santi, el bajista, es su protagonista y muestra en su cara lo que puede llamarse una transición. Arrancarse el pelo también es un cambio, o más poético, una cascada que siempre está en constante movimiento. Ahora no nos queda otra que sentarnos a esperar, escuchando sus dos discos anteriores. Para las personas impacientes sería bueno escuchar también lo que hacen cada cual en proyectos paralelos.

Los rusos hijos de puta son una combinación extraña de personajes que dan como resultado una película sin género, de aquellas que te podés esperar cualquier cosa porque son indescifrables de antemano. Abejas, que en un frasco agitado salen enfadadas; pero libres, con tan poco, buscan la flor donde sea y donde encuentran la flor, encuentran la miel. Donde la sensualidad sabe convivir con la bronca y el amor no es un rato para desperdiciar.