Compartir

Love, Simon, el largometraje de Greg Berlanti, ha ganado mucha atención desde su estreno el pasado 16 de marzo por ser la primera película de un estudio mayor que cuenta con un protagonista gay. Es por este motivo que el joven director canadiense y abiertamente homosexual, Xavier Dolan, ha celebrado el film escribiendo un largo texto que reconoce la importancia de una película como esta para los adolescentes gay.

A través de su cuenta de Instagram, Dolan compartió una foto del film y un escrito que reza:

“Después de ver a Love, Simon, sentí como si me declarara gay frente a mi mamá Jennifer Garner (Jen en 13 Going on 30) y caminara por el pasillo de mi escuela secundaria con una mirada perdida pero sexual.
Felicidades a mi amigo @therealnickrobinson, que es tan generoso y genuino en esto que presenté un formulario de adopción apropiado. Escondí mi pasaporte una o dos veces, pero puedo ser un buen padre para vos.
Hablando en serio, no discutamos la película en sí, sino concentrémonos en su existencia y en el hecho de que un gran estudio ha lanzado una película sobre un adolescente declarándose gay. Se ha abierto una puerta, que se ha abierto antes, pero esta vez, puedo ver cómo entra la luz. He visto tantas películas LGBTQ cuando era chico, buscando desesperadamente respuestas, encerrado en mi habitación, donde me descargaba películas en LimeWire debido a la falta de una tienda de videos decente. La mayoría de ellas fueron brillantes y estimulantes para el joven artista que quería ser, pero dejaron al muchacho que yo era con poco que desear. Suicidios, corazones destrozados, intimidación, ataques homosexuales… Love, Simon, en toda su seriedad, en toda su normalidad, muestra la lucha de reconocerse gay, pero con una conclusión inspiradora para los adolescentes que verán ‘Love, Simon’ porque no se sienten ‘normales’. Quizás esto les enseñe que, incluso si su vida no es tan privilegiada como la de Simón, pueden hacer algo. Y quizás esto nos enseñe, como industria, que es hora de dejar de ceder a los protagonistas LGBTQ a papeles de apoyo insustanciales, típicamente cómicos, sino ofrecerles narrativas diseñadas a su alrededor, y todo lo contrario de lo que comúnmente se conoce como ‘gente normal’. Lo normal es una noción cambiante.
Si hubiera tenido una película como esta cuando tenía 15 años, tal vez no le habría mentido a mi papá sobre ese póster de Ashton Kutcher que pretendí regalarle a mi prima Stefanie delante de él que en realidad era mío. Si la hubiera visto en ese entonces, las cosas hubieran sido diferentes. Y estoy contento con cómo resultaron las cosas, y a pesar de la soledad que sentís como un adolescente que se reconoce gay, me sentí apoyado. Tuve suerte. Pero la mayoría de los niños no.
Love, Simon es un gran paso para ellos y para nosotros. Gracias a todos los artistas y personas involucradas.”

La película basada en la novela de Becky Albertalli, Simon vs the Homo Sapien Agenda, y que cuenta con las actuaciones de Nick Robinson, Josh Duhamel y Jennifer Garner, narra la historia de un Simon Spier, un joven común y corriente al igual que sus compañeros de secundaria, con la única diferencia es que es homosexual y nadie lo sabe.