abril y los pajaritos zombies
Fotografía: Inzendies PH

La fotografía de una casa en llamas y una ruidosa canción, adornada por sintetizadores que emulan a la sirena de un camión de bomberos, nos dan la bienvenida al universo sonoro de estos chicos provenientes de Parque Patricios en su EP debut homónimo.

Si bien llevan más de cinco años haciendo música juntos, la amistad que une a los miembros de Abril y Los Pajaritos Zombies data de cuando aún asistían a la escuela. Según ellos nos cuentan, luego de los ires y venires de su adolescencia, comenzaron a juntarse a “hinchar las bolas, tomar vino de madrugada y a tocar la guitarra en casa de alguno”; hasta que habían compuesto un par de canciones y sin mucha premeditación formaron una banda.

Desde entonces, se han dedicado a componer temas cercanos al noise rock pero que no carecen de detalles melódicos, con voces más bien sutiles que contrastan con la potencia de la instrumentación, y narrando historias que entremezclan criaturas de ciencia ficción con el entorno barrial y cotidiano.

Comparten gran afinidad a nivel conceptual con otras bandas del sello local Discos Dojo -del cual forman parte junto a Surfing Maradonas, Digisagas, Queimada, Nave Hogar, entre otros proyectos más-, y que ellos definen como una especie de hermandad constituida para apoyar la escena under de su entorno.

Para este año tienen planeado seguir publicando un par de nuevas canciones y concretar el lanzamiento de su primer álbum, aunque ellos siguen prefiriendo el sonido en vivo porque lo consideran más real. Quienes quieran ir a verlos próximamente, podrán hacerlo el 22 de agosto en el Ciclo Retablo Profano de Latinoamerica Shoegaze, y el 8 de septiembre en el Ciclo Marte Ataca.