blouse

Captured Tracks no tuvo problema en catapultarse como uno de los sellos más importantes de la escena indie mundial en estos últimos años. Con grandes entregas de sus máximos exponentes: Beach Fossils, Wild Nothing, el reciente aclamado disco de Minks o el disco de Heavenly Beat que ansiamos por degustar el próximo mes, este 2013 podría estar significando un auge en su corta carrera de un poco más de 5 años.

El trio de Portland, Blouse, se ubica modestamente entre este grupo de renombrados artistas, pero se muestra sólido en el desafío de imponerse con un producto original y efusivo, menester de nuestra atención y la del mundo entero. Por eso, si todavía no los conocen, Imperium, su más reciente producción, puede ser la excusa perfecta para adentrarse en este mundo donde la ternura puede abrazar a la oscuridad y ser su amiga más reconfortante.

Imperium es el segundo disco de Blouse, el que sigue a su disco debut homónimo de 2011, pero, antes de meternos de lleno en su análisis, es necesario alertar sobre la profunda brecha entre el sonido de uno y otro. El primer Blouse, estaba inmerso en pasajes oníricos, de un disfrute casi etéreo fundado en la magia de los sintetizadores y un sonido que celebraba una añoranza a los años ochenta. Con canciones como “Firestarter”, “Controller”, o mi favorita, “Into Black”, el primer disco de Blouse se ganaba con tímida humildad un lugar en el corazón de sus oyentes, sin sorprenderlos demasiado o recargarlos de más.

Ahí es donde Imperium introduce el quiebre inmediatamente perceptible desde un inicio, con la canción que le da nombre al disco. La segunda producción de Blouse se abre en imperativo, demandando la atención del oyente con un punzante bajo que espanta a quienes no estén listos para afrontar el reto. Prosigue con un interrogante: Are you one of us? pregunta una desafiante Charlie Hilton de la manera más sutil de todas. Se muestra atrevida, seductora, pero sobre todo segura y cómoda con esta nueva faceta del proyecto que comparte junto a Jacob Portrait y Patrick Adams.

Es el segundo Blouse, uno más sólido y, sobre todo, directo. Un Blouse que dejó de deambular en paisajes abstractos de ensueño y se lanzó a la realidad, cruda y visceral, experimentando con diferentes matices y explorando los límites que encapsulan eso que pretenden transmitir. Es esta búsqueda es la que nos permite apreciar grandes logros como: “1000 Years”, “Arrested” o “Love In a Glass” y alcanza su máxima expresión con el momento más sobresaliente del disco, la seguidilla entre “A Feeling Like This” y “No Shelter” (los singles exitosamente seleccionados como preview del disco).

Demostrando una gran capacidad para lograr diferentes intensidades, los momentos más introspectivos del disco son: “Capote” una canción que trae reminiscencias a los Raveonettes y hasta a una pequeña parte del soundtrack de Planet Terror en su final; “Happy Days” y la gran encargada de cerrar el disco “Trust Me”.

De esta manera, Imperium es la más factible evidencia de que no todo cambio es malo. Podríamos considerarlo un “renacer”, ya que se aleja por completo de su predecesor al punto en el que podrían considerarse obras completamente independientes entre sí, como si el primer Blouse nunca hubiera existido o hubiera sido producto de otras personas en otro momento y otro lugar.

Celebremos el cambio, celebremos el renacer. Celebremos a Blouse por mufarse de aquello que osaba determinarlos y demostrar que la música no tiene etiquetas, que es sólo una cuestión de sentir.

Blouse - Imperium

Blouse – Imperium

2013 – Captured Tracks

Sitio | Soundcloud | iTunes | Facebook | Twitter | Instagram

01. Imperium
02. Eyesite
03. 1000 Years
04. In A Glass
05. Capote
06. A Feeling Like This
07. No Shelter
08. Happy Days
09. Arrested
10. Trust Me