Compartir

La ciudad de Memphis es un lugar, digamos, mágico. Y de allí vienen estos cinco magos, los Magic Kids, que quizá guarde alguna relación con el canal de televisión de nuestra niñez. Esa despreocupación, inocencia y alegría es lo mismo que la banda nortamericana nos propone.

En este disco debut, Magic Kids demuestra que pueden hacer música honesta, colorida, y si, divertida. El disco lleva como título su ciudad natal, Memphis. Sonidos que son fragmentos extraidos de sus recuerdos de sus influencias, o de sonidos que se te quedan grabados desde la niñez, y que los tratan con reverencia. 

Grabado por Shane Stonebeck, quien colaboró con Vampire Weekend y Sleigh Bells, para este álbum utilizan una selección de músicos y amigos tocando oboes, violines, trompetas y sintetizados. El resultado es un disco totalmente enérgico y entusiasta. Canciones alegres, dominadas por la celebración y su libertad de expresión. Funciona como un acceso inmediato a una renovada Memphis de la mano de unos nuevos magos del pop que quieren llamar la atención.

 

 

 

 

 

 

 

Magic Kids – Memphis (2010)
01. Phone
02. Candy
03. Superball
04. Hideout
05. Summer
06. Hey Boy
07. Good To Be
08. Skateland
09. Sailin’
10. Little Red Radio
11. Cry With Me Baby

Video de Superball: