no joy

Disonancia, reverberación, voces escondidas y miradas agachadas: el shoegaze es una droga poderosa. Desde su irrupción ha sido la fiel compañera de seres introvertidos, o de todos los que, más allá de cumplir con el mandato social, esperan con anhelo el solitario regreso a casa para perderse en niveles desenfrenados de volumen que estremezcan lo lugares más recónditos del alma.

Más allá del acostumbrado revisionismo hacia los pioneros del género (My Bloody Valentine, Cocteau Twins, Jesus and Mary Chain, Slowdive, Ride), es fácil encontrar regocijo en aquellos que prestan un fresco homenaje a dichos estímulos en tiempos contemporáneos. Así, se celebra la aparición de bandas como Young Prisms, The Pains of Being Pure at Heart, A Place to Bury Strangers o, en este caso, de los canadienses de No Joy.

Sin embargo, al hablar de la actualidad de No Joy, remitir al shoegaze resulta un tanto innecesario teniendo en cuenta los tintes que marcan su innovada búsqueda desde aquel prometedor Wait to Pleasure de principios de 2013. Un giro hacia instancias más directas de conexión con el oyente, por quién no se anima a decir: un interesante coqueteo con el pop. Dichos elementos, tímidamente implicados dentro de aquel segundo largaduración, se amplificaron con el EP que lo sucedió (Pastel and Pass Out) para establecerse con total poderío en esta tercer entrega.

More Faithful cuenta con la producción de Jorge Elbrecht, reconocido por valerse del mismo título en las entregas de Ariel Pink. Desde aquella incorporación podía dilucidarse la enorme ambición que signaba al trabajo, reforzada por la estratégica elección de adelantos que precedieron al lanzamiento del disco.

Desde un comienzo, More Faithful se impone con firmeza. “Remember Nothing” abre en una inentendible contienda entre guitarras distorsionadas que se esfuerzan por establecer la urgencia expresiva de este último trabajo. Todo se apacigua con la llegada de “Everything New”, uno de los elementos claves de este nuevo rumbo, donde la voz de Jazamine White- Luz encontró un nuevo y merecido protagonismo.

Colmado de renovados matices y dotado de una profundidad carente en producciones precedentes, el tercer LP de la banda de Montreal se dirime entre ser fiel a sus orígenes disonantes, estrepitosos, veloces y sintéticos y abrirse paso hacia construcciones más osadas, con ambientes introspectivos de calma y sofisticación. El resultado es una inusual experiencia donde múltiples elementos convergen con dinamismo en una mixtura que, si bien no parece trascender los límites de la experimentación, no encuentra dificultad en la generación de diversas emociones.

Moon in My Mouth” es la abanderada de esta nueva entrega. Logra captar con total armonía los resultados de la contienda de recursos a la que se aludía anteriormente. La complejidad de su construcción musical se mezcla con los etéreos acercamientos de Jazamine en una síntesis ante todo benigna.

El tacto a través del cual No Joy erige sus nuevas construcciones es una de las sorpresas más gratificantes del disco. Estremecedor tal como la imponente “I am an Eye Machine” (poseedora de mi momento favorito del disco). Impredecible, tal como el nombre de una de sus canciones más electrizantes: “Bolas”.

El disco se completa con las necesarias evidencias de la antigua impronta de la banda, eficazmente retratadas en temas como “Corpo Daemon” o“Hollywood Teeth”.

More Faithful retrata este especial momento en la carrera de No Joy tras media década de aporte a las propuestas de shoegaze contemporáneas. Con una apuesta repleta de ambición expanden los horizontes del sentir en una búsqueda que no se aparta de los orígenes que la fundaron en un primer momento. El resultado es una placentera y fresca manera de apelar a viejas y familiares emociones.

no joy - more faithful

No Joy – More Faithful

2015 – Mexican Summer

Sitio | Bandcamp | Spotify | Facebook | Twitter

01. Remember Nothing
02. Everything New
03. Hollywood Teeth
04. Moon in my Mouth
05. Burial in Twos
06. Corpo Daemon
07. Bolas
08. Chalk Snake
09. Rude Films
10. I Am An Eye Machine
11. Judith