Compartir

Shugo Tokumaru es un multi instrumentista que llega desde Japón para crear hermosas e infantiles melodías con una amplísima variedad de instrumentos: desde campanas hasta bongos, y de xilofones a guitarras. Él mismo produce su pop experimental en solitario, pero también tiene una banda llamada Gellers, en donde toca la guitarra y es una de las voces principales.

Nacido en 1980 en Tokyo, es dueño de más de cien instrumentos musicales, entre ellos muchos de juguetes. Su primer material en solitario, Night Piece, fue lanzado en 2004; al que le seguiría L.S.T. en 2005 y Exit de 2007.

En este cuarto disco, Port Entrophy, que vio la luz este mismo año, se convierte en su mejor creación hasta la fecha, en donde el sonido un poco más denso que los anteriores tiene sentido que sea así, porque es una manera de culminar todo un proceso que empezó en aquél primer ábum. Canciones como la balada a piano “Linne”, y la brumosa y flotante “Laminate” (que combina una balada suave y zumbante con una estructura reminiscente a lo más estupendo del post rock), pone en evidencia un obvio crecimiento para el artista.

Port Entropy es un disco más que recomendable, una pieza que muestra al artista en un control total de todas sus habilidades y que define a Tokumaru como un artista muy importante, tanto como para su nación, siempre en estado emergente; como para la música en general.

Shugo Tokumaru – Port Entropy (2010)

01 – Platform
02 – Tracking Elevator
03 – Linne
04 – Lahaha
05 – Rum Hee
06 – Laminate
07 – River Low
08 – Straw
09 – Drive-Thru
10 – Suisha
11 – Orange
12 – Malerina