Brays Efe

Brays Efe hace de todo.

Lo mismo lo ves colgando en la fachada del Círculo de Bellas Artes en una foto de Ouka Leele para anunciar el baile de máscaras de este año, que en los créditos como co-guionista la sensación del cine experimental de este año, “El Futuro” (todavía en Cineteca). Te organiza una fiesta en un local céntrico de Madrid bajo el nombre ESPAÑA y a la vez escribe y dirige sus propios proyectos de audiovisuales.

Le entrevistamos con ocasión del inminente estreno de su segundo cortometraje BASURA, que como el primero (La gente que come mucho), habla de la comida a través de una perspectiva bizarra y diferente.

Hola Brays, ¿qué atuendo has escogido para responder la entrevista?

Hola, llevo un total look de Amaya Arzuaga, ¿te imaginas? Mi realidad es que ha llegado el mediodía y sigo en pijama.

Has colaborado en muchísimas cosas, tantas que estoy seguro que incluso habrás olvidado alguna. De todas estas odiseas en las que te has embarcado, ¿en cuál has disfrutado/aprendido/te has emborrachado más? ¿y en cuál las has pasado más putas?

La verdad es que he trabajado mucho tiempo en discotecas de relaciones públicas o promotor de fiestas, ahora mismo hago una en vísperas de festivo que se llama ESPAÑA y que goza de bastante éxito, no puedes estar horas en una discoteca sin al menos beberte un par de copas, sería una tortura. Que te paguen luego es raro, pero también hay mucho trabajo real detrás para que en ese momento todos nos lo pasemos genial y salga todo bien. Tiene mucho que ver con un rodaje o una representación

Y en los rodajes los momentos en los que los he pasado peor también han sido en los que más he aprendido.

¿Qué has querido contar al mundo con «Basura»?

Hombre, esta es una pregunta muy complicada. Digamos que a mí se me han ocurrido unas ideas y las he ido entrelazando de un modo más o menos intuitivo y después he trabajado en ellas de un modo más técnico, si alguien es capaz de captar alguna de estas cosas y le provoca algo yo estaré muy feliz.

Pese a que se denota un estilo muy singular y propio en ti (y esa es la intención) ¿quién inspira a Brays Efe como director y escritor?

Pues no sé, cuando se me ocurre la historia trato de desarrollarla sin ninguna presión y luego pienso en el mejor modo de contarla, no busco hacer referencias a otras obras ni nada similar. Me interesan mucho las narrativas que huyen de lo convencional, eso sí, por ejemplo, cuestionarme (si en el producto que hago tiene sentido) el plano-contraplano, o buscar recursos visuales y narrativos que transmitan lo que quiero contar, pero es un proceso más intuitivo que intelectual, creo.
En cuanto a gustos son muy diversos: me encanta Bridesmaids, A por todas o La boda de mi mejor amiga pero también me flipa La aventura, Dublineses o El silencio. Supongo que es lo suyo.

Si pudieras escoger a la celebrity que quisieras para que protagonizara uno de tus cortos, ¿a quién cogerías de nacional, y a quién de internacional?

Depende de la historia supongo.

Si te refieres a celebrities que no sean actrices, me encantaría por ejemplo ver a Cospedal haciendo cine, ella debería haber hecho “La Herida”. O a Fatima Báñez, ¿te lo podrías creer? Me fascinan esos rostros castellanos y esas cadencias asesinas, es una pena que para ser actor en España se valore mucho más que no seas especial y que tu voz sea estándar en tono y acento, cuando tenemos además una tradición tan increíble de secundarios inolvidables como Lola Gaos o Gracita Morales, con unas voces peculiares e inolvidables.

Luego disfrutaría mucho de ver actuar a Taylor Swift, su cara me produce felicidad. Pero llamaría a Rooney Mara, ¿te imaginas a Rooney Mara haciendo un corto español? Pues tengo uno precioso para ella, lo bordaría.

Ahora mismo la cultura en España está en coma, tratando de recuperarse de la paliza que entre todas las autoridades e instituciones gubernamentales le llevan propinando desde hace unos años. ¿Cuál crees que será el futuro de esta pobre moribunda? ¿Alguna vez has pensado en huir de aquí?

No sé, la verdad es que yo no sé hacer política cultural ni nada parecido, ni quiero intentarlo. Yo creo que los creadores tienen que preocuparse de eso, de crear. La escena del cine en España es moribunda, o raquítica, bueno, como ha sido siempre al fin y al cabo. Hay que pelear por sacar las cosas. Lo que hace daño es abanderar el low-cost, el low-cost no es el camino, es la única opción, pero lo ideal es que la gente cobre por hacer su trabajo, sobre todo eso.

La verdad es que todo el mundo se ha planteado si irse de España en estos días, cualquier joven lo ha hecho, yo por el momento opto por quedarme. Pero nunca se sabe.

Brays Efe es Madrid. Si Madrid fuera un ser humano, ¿crees que sería hombre o mujer? ¿por qué?

Ay, esta pregunta me recuerda un poco a ese viral que han sacado hace nada, con una poesía de Madrid en plan “Ella es las piernas más largas de Malasaña” y cosas así… qué vergüenza. Déjate, déjate. Madrid es una ciudad, menos mal.

En este medio se habla mucho de música. ¿Qué música escucha Brays Efe? ¿Y qué música escucha Brays Efe en privado?

Pues la verdad es que no escucho mucha música, es una carencia que he tenido siempre. Cuando estoy en privado, haciendo algo en el ordenador no me pongo música porque me distrae, pero de vez en cuando escucho algo, lo último que me he puesto así en loop, aparte del “Drunk in Love” de Beyoncé que me hace bailar, claro que sí, ha sido “Come down to us” de Burial, que la escuché en el desfile de Heridadegato en El Ego y se me quedó ahí dando vueltas.

Si pudieras regalar un millón de euros a algún cineasta underground que no fueras tú para que financiara sus proyectos, ¿quién sería el afortunado?

Madre mía, con un millón de euros me da para financiar unos cuantos proyectos.

Me llama la atención lo que hace Canódromo Abandonado, que no lo tengo muy situado y he visto pocas cosas, pero me hipnotizan mucho. Luego tengo muchas ganas de echarle un ojo a Lolo, el proyecto que Miguel Agnes financió a través de crowdfunding y que es un biopic de los últimos días del icono contemporáneo Lolo Ferrari, que lo va a interpretar Miren Ibarguren recubierta de prótesis.

Háblame sobre El Futuro y tu papel como co-guionista en la película, algunas personas después de ver la película por lo experimental de la propuesta, les sorprenderá ver que hay tres personas acreditadas como guionistas.

Son las personas a las que les sorprende que los documentales o los reality-show tengan guión, supongo. El guión al final es un documento de trabajo que trata de recoger la idea que el director quiere plasmar en la película, en el caso de El Futuro era un texto que surgió de muchas conversaciones, noches de fiesta y de empaparnos de leer textos y ver documentos de la época que Luis nos pasaba o que íbamos encontrando y nos íbamos enviando.

El guión de El Futuro era preguntarnos, ¿en la fiesta tiene que haber un fotógrafo o no? ¿qué dice de una fiesta que haya alguien haciendo fotos?

Fue un proceso muy diferente y muy divertido, también conversamos luego sobre la película con una versión de montaje casi definitiva, un trabajo de guión posterior al montaje. Luis fue muy generoso y nos tuvo muy en cuenta. Nos hizo sentir todo el rato que la película era nuestra también, aunque por supuesto la culpa de que todo haya salido tan bien es solo suya. La acaban de reestrenar en Cineteca, hay cuatro pases más, así que la gente aún tiene oportunidad de verla.

Por último, ¿qué recorrido te gustaría que tuviera Basura? Háblame un poco de tus aspiraciones a corto plazo, de tus sueños de toda la vida. ¿Qué quiere y qué espera de la vida Brays Efe?

Estoy ahora mismo preparando un estreno de BASURA para las primeras semanas de Marzo, también tengo a punto de salir un notodo y quizá un microteatro.

Tengo proyectos de televisión, cine y teatro. Me encanta esa frase, es muy entrevista de antes. Lo que es muy revista de ahora es que en realidad lo que me preocupa es pagar el alquiler a tiempo.

Y tengo ya el siguiente guión que quiero hacer escrito, es una historia muy bonita de amor teen pero muy retorcido, con el trasfondo de la comida de nuevo, pero quiero hacerlo bien, con algo de dinero, pero sin hacer crowdfunding a su vez. Quiero hacer un corto y que no sea low-cost ni financiado por crowdfunding, si eso no es una aspiración vital que baje dios y lo vea.