Compartir

Malas noticias para aquellos que gustan de guardar los tickets de los recitales a modo de recuerdo: el reconocimiento facial podría llegar a la industria de la música, reemplazando así a las ya anticuadas entradas de papel.

Según informó el medio The Verge, Live Nation Entertainment, la compañía dueña de Ticketmaster (uno de los principales sistemas de venta de boletos para espectáculos del mundo), llegó a un acuerdo con Blink Identity, una empresa de identificación biométrica que se especializa en reconocimiento facial. El fin de esta asociación no sería otro que el de incorporar dicha tecnología a la venta de boletos.

Michael Rapino, el presidente y director general de Live Nation, manifestó a través de una nota a los inversores de la compañía que Blink Identity “tiene tecnología de reconocimiento facial de vanguardia, que le permite (al cliente) asociar su boleto digital con su imagen, y luego entrar al espectáculo”.

Dicho escrito también remarca que la empresa seguirá “invirtiendo en nuevas tecnologías para diferenciar aún más a Ticketmaster de los demás en el negocio de venta de entradas”.

Por el momento, no se ha dado más información sobre el tema, pero el citado medio señala que, para cumplir su misión, Ticketmaster deberá desarrollar una base de datos integrada por las caras de todos sus usuarios, medida que muchos podrían encontrar intimidante y excesiva.