La actriz y cineasta italiana de 42 años causó impacto en la audiencia de la presente edición del Festival de Cannes al hacer sobre la tarima una fuerte confesión personal, seguida de una predicción y una advertencia para todos aquellos que ejercen violencia sexual o están acostumbrados a aprovechar su posición de poder en la industria para intimidar a otros.

Asia Argento se atrevió entonces a mencionar fuerte y claro un hecho que sucedió hace dos décadas, cuando fue abusada sexualmente durante ese mismo certámen, y no tuvo miedo de reiterar que el autor de tal terrible acto fue Harvey Weinstein:

“En 1997 fui violada aquí en Cannes por Harvey Weinstein. Yo tenía 21 años. Este festival era su predio de caza. Quiero hacer una predicción: Harvey Weinstein nunca más será bienvenido acá”.

Recordemos además que la citada hija del también director Dario Argento fue una de las primeras en denunciar a Weinstein con el medio estadounidense The New Yorker, en octubre del año pasado.

La artista continuó con su declaración remarcando que está segura de que ya no habrá tolerancia con personajes como él en tal entorno:

“Hoy se siguen sentando entre nosotros otros que también han tenido comportamientos indignos con las mujeres. Saben quiénes son, y lo más importante, nosotras lo sabemos, y no vamos a permitir que vivan en la impunidad”.

A continuación, el registro audiovisual de su inesperada intervención con la que buscó tomar la bandera de las víctimas de este tipo de situaciones. Esta fue entonces fue entonces su manera de decir: Nunca más.