Fotografía: Tom Spray

A Moon Shaped Pool, uno de los discos más esperados del año y aclamado por la crítica, estuvo inspirado en la ruptura de Thom Yorke y quien fuera su pareja durante 23 años, Rachel Owen. Juntos tuvieron dos hijos; Noah y Agnes y mantuvieron siempre un perfil bajo.

El domingo pasado, a los 48 años de edad, la artista falleció luego de luchar contra un cáncer durante un año. Destacándose como pintora y fotógrafa, ejerció la docencia en la Universidad de Pembroke, que emitió un comunicado a propósito de la triste noticia:

“La Dra. Owen era una renombrada artista internacional, que combinaba fotografía y grabado, y al mismo tiempo era erudita en literatura italiana medieval. Solía enseñar “La Divina Comedia” de Dante a los estudiantes de último año. A pesar de su declinante estado de salud en el último año, a causa de un cáncer, ella pidió continuar enseñando, cosa que hizo hasta finalizar el primer trimestre”.