Morgan Freeman salió a dar la cara y pronunció sus primeras palabras después de que la CNN sacara a la luz una investigación en la que él es acusado por 16 personas de cometer acoso sexual y tener comportamientos inadecuados para con el género femenino.

Horas después de la publicación del mencionado artículo, el ganador del Oscar a Mejor Actor de Reparto por su papel de Eddie “Scrap-Iron” Dupris en el film Million Dollar Baby emitió un breve comunicado al respecto:

“Cualquiera que me conozca o haya trabajado conmigo sabe que no soy alguien que ofendería intencionalmente o haría que alguien se sintiera incómodo intencionalmente”.

“Me disculpo con todas las personas que se hayan sentido incómodas o tratadas sin respeto. Esa nunca fue mi intención”, continuó el escrito obtenido y compartido por el medio Variety.

En su investigación, la CNN logró recopilar los testimonios de ocho mujeres que dijeron haber sido personalmente hostigadas por Freeman, mientras que también se obtuvieron declaraciones de otras ocho personas que reconocieron ser testigos de primera mano del comportamiento del actor.