Foto: Lawrence Watson

Noel Gallagher es un rockstar, un tipo duro que no tiene miedo de pelearse con quien tenga en frente ni de compartir con el mundo sus pensamientos sobre la persona o el tópico que sea.

A pesar de ser conocido como un badass, el nacido en Manchester tuvo un gran y muy tierno gesto para con Sam, un joven fan que le escribió una carta para saber si podía ir a una de sus clases del colegio a conversar sobre cuando el ex Oasis “solía tomar drogas y cómo cambió eso”.

En el primer texto del pequeño admirador al músico se lee: “Querido señor Noel Gallagher, escribo para preguntarle si sería capaz de venir a mi lección de PSHE [abreviación de Personal, Social and Health Education, es decir, Educación Social, Personal y de Salud] para hablar acerca de su vida, fama y fortuna. Soy un gran fan suyo y me encantaría escuchar sus historias. Mi curso ha estado investigando sobre el tema de las drogas en PSHE y (sé que ahora está limpio) me gustaría oir sobre cuando solía tomar drogas y cómo cambió eso. Le saluda atentamente, Sam”.

La respuesta de Gallagher llegó en forma de posteo en Instagram cuando el cantante compartió el escrito y contestó con mucha buena onda:

“Gracias por la oferta, Sam, pero por mucho que me gustaría ir y regalarle a tu clase de PSHE historias de guerra de los ’90, voy a tener que pasar, ya que estoy en rehabilitación… Quiero decir, ¡en el estudio!”.

Algunos días después, una segunda carta de puño y letra de Sam apareció en el buzón del líder de Noel Gallagher’s High Flying Birds, la cual decía:

“Querido señor Gallagher. ¡Hey, Noel! Muchas gracias por su respuesta en Instagram, aunque es una lástima que no pueda venir a mi escuela. A pesar de que no pueda venir a mi escuela, yo iré a verlo a Birmingham en mayo del año que viene. ¿Sería posible obtener un pase para el backstage para consultarle sobre sus historias? Soy un gran fanático y, de hecho, toco la guitarra y canto. Mi papá ha subido un video mío a YouTube. Si busca ‘Sam @ Kinver Constitutional’, me verá tocando ‘Broken Arrow’. Es mi sueño tocar con usted en el escenario. Le saluda atentamente, Sam Fisher”.

Ante la petición, el hermano mayor de Liam se mostró sorprendido por las agallas de su seguidor y le prometió pasar un rato juntos para charlar:

“¿Tocar en el escenario conmigo? Dios me libre, no querés casi nada, ¿no? Estoy seguro de que una de mis perras en mis oficinas te tramitará un pase de alguna y podremos pasar un rato e intercambiar historias de vida. Podés contarme anécdotas increíbles de tu clase de PSHE (¡sea lo que eso sea!) y yo te contaré sobre los ’90”.

Pero, antes de que le empezaran a llover cartas con pedidos de la misma índoles, Gallagher terminó aclarando:

“¿Puedo simplemente señalar que no es una invitación abierta a cualquier otro hijo de puta del planeta?”