Nos llegan lamentables noticias sobre Harry Thomas, el fundador del Creation Music Festival. Sabemos que él es un pastor de 75 años de edad, radicado en Nueva Jersey, que ha sido condenado ahora por la justicia de su país a 18 años de prisión por ser culpable de delitos sexuales perpetrados sobre cinco menores.

Acorde con lo reportado por el medio Deadline, Thomas aceptó las conductas punibles que se le imputaban, a saber: un cargo de agresión sexual agravada en primer grado, tres de agresión sexual en segundo grado, y un cargo de segundo grado que puso en peligro el bienestar de un niño.

El fiscal que estuvo al frente de esta causa judicial comparó este caso con el de la obra literaria Dr. Jekyll y Mr. Hyde, y apuntó lo siguiente, tras criticar el hecho de que Thomas profesaba ser un hombre de fe que pretendía ser un ejemplo para la comunidad:

“No hay una sentencia que pueda acercarse a la justicia a la luz de los actos despreciables de este acusado cometió contra estos niños, pero es gratificante que las víctimas se hayan librado del dolor de un juicio y saber que el condenado pasará casi el resto de su vida en la cárcel, donde nunca más podrá dañar a un infante”.

Luego de conocer su sentencia, esto dijo el religioso en cuestión:

“Siento mucho el dolor que he ocasionado. Estoy de acuerdo con las escrituras. Sería mejor que me cuelguen una piedra de molino alrededor del cuello y me lancen al mar. Es eso lo que merezco”.

En todo caso, Harry había iniciado sus labores de gestión de festivales de música cristianos desde en 1979 en compañía de Timothy Landis. Tales eventos son anuales y tienen una duración de cuatro días en Pennsylvania (Creation Northeast) y en Washington (Creation Northwest). De cualquier forma, esta edición de esos recitales fue cancelada desde enero en vista del proceso legal de Thomas, en teoría, se realizará nuevamente dicho festival en 2019.