Compartir

rock-in-rio

Malas noticias para los fanáticos de los festivales. La empresa SFX Entertainment, encargada de realizar el Rock in Rio, Misteryland, Beatport y Tomorrowland, se ha declarado en quiebra en Estados Unidos. La multinacional anunció que se retirará de la bolsa y regresará a ser una empresa privada para intentar saldar sus deudas con los acreedores.

Un futuro negro para los festivales que organiza la empresa, que a partir de hoy no existe más. Lo que están tratando de hacer es reestructurar su deuda de 300 millones de dólares. Parte del problema de SFX parece tener un culpable, su propietario Robert Sillerman. Hace varios años compró varias empresas como ID&T, b2s o Air Events, las cuales son responsables de una gran parte de los eventos de música electrónica de todo el mundo. Pero Sillerman además ha comprado empresas como i-Motion y Stereosonic, que lejos de aumentar el precio de las acciones han generado que caigan enormemente.


¿Desaparecerán festivales como Rock in Rio, Tomorrowland, Misteryland o Beatport?