Hace algunas semanas reportamos que Leonardo DiCaprio estelarizaría la próxima película de su amigo el director Quentin Tarantino. Pues bien, se acaba de confirmar que a ese elenco de lujo se unirá Brad Pitt, así como también se conoció un poco más acerca de los roles que ambos desempeñarán y otros pormenores de la esperada producción que trata acerca de la difícil época vivida en la ciudad de Los Ángeles cuando la “familia Manson” (secta liderada por el carismático y maquiavélico Charles) estuvo acechando los barrios más prestigiosos de Hollywood.

La temida familia Manson

La producción se ambienta entonces a fines de la década de los ’60 y se encuentra enmarcada por un terrible y comentado hecho sucedido en la vida real: El asesinato de Sharon Tate, la venerada actriz y esposa del cineasta Roman Polanski.

Entonces, aprovechando el anuncio del fichaje de Pitt, Tarantino anunció el titulo de la cinta: Once Upon a Time in Hollywood. Agregó entonces una breve sinopsis acerca del futuro filme:

“Es una historia que tiene lugar en Los Ángeles en 1969, en pleno apogeo del Hollywood hippie. Los dos protagonistas serán Rick Dalton (DiCaprio), una antigua estrella de westerns televisivos, y su doble de acción Cliff Booth (Pitt). Ambos tienen problemas para triunfar en un Hollywood que ya no reconocen. Pero Rich tiene una vecina muy famosa… Sharon Tate”.

Recordemos que la propuesta de Quentin será la de mezclar algunas situaciones verídicas con hechos ficcionales bastante alocados, tal y como lo hizo con el personaje de Hitler y su régimen nazi en el caso de Inglourious Basterds, metraje en el que también participó Pitt en uno de los papeles más importantes. De cualquier modo, para nadie es un secreto que la historia de lo llevado a cabo por una figura como Charles Manson ya es de por sí bastante particular, puesto que consumó crímenes macabros con argumentos bastante inusuales.

Manson además falleció el pasado 19 de noviembre mientras cumplía su condena a cadena perpetua, por lo que su nombre estuvo una vez más en boca de muchos por estos meses.

Tarantino señaló lo siguiente aludiendo a su enorme expectativa por realizar este proyecto:

“He trabajado en este guion durante cinco años y he vivido en Los Ángeles durante la mayor parte de mi vida, incluyendo 1969, cuando tenía siete años. Estoy muy emocionado de contar esta historia de un Los Ángeles y de un Hollywood que ya no existen”.

Un dato adicional acerca de esta película es que será la primera producción desde Reservoir Dogs en la que el mencionado cineasta no cuente con el apoyo de su ex-socio Harvey Weinstein, cuya carrera terminó tras el destape de las numerosas acusaciones por acoso y abuso sexual que pesan en su contra.