Vans y el Museo Van Gogh unieron fuerzas para una colección cápsula de zapatillas, ropa y accesorios inspirada en el célebre pintor neerlandés, uno de los más grandes exponentes del postimpresionismo occidental.

Para llevar a cabo este proyecto, la marca californiana y la entidad holandesa se inspiraron principalmente en cinco trabajos del nacido en Zundert, un municipio al sur de los Países Bajos: su obra Calavera, pintada en 1886; Almendro en flor, de 1890; un cuadro de la serie Los Girasoles; Viejo viñedo con mujer campesina, que data también de 1890, y el autorretrato de Van Gogh pintado en París en 1888.

Además, a las obras antes mencionadas, se suma la utilización de una de las tantas cartas escritas por el puño del pintor a su hermano Theo, un comerciante de arte que le brindó tanto apoyo financiero y emocional como acceso a personas influyentes en la escena del arte contemporáneo.

“Estamos encantados con esta colección de Vans y el Museo Van Gogh, ya que se relaciona con nuestra misión de hacer que la vida y la obra de Vincent van Gogh sean accesibles a la mayor cantidad de gente posible para enriquecerlos e inspirarlos”, dijo Adriaan Dönszelmann, Director de la gerencia del museo.

“Al unir las icónicas obras de arte de Van Gogh con los estilos emblemáticos de Vans, nuestra asociación lleva el arte de Vincent ‘fuera de los límites’ y al mundo, a una nueva audiencia fuera del museo”, agregó.

Compartimos a continuación algunas imágenes de la colección: